Noticias

Los enjuagues bucales de uso común podrían reducir el riesgo de transmisión del coronavirus

Un estudio de la Universidad del Ruhr, en Alemania, ha demostrado que los virus Sars-CoV-2 pueden ser desactivados por medio de enjuagues bucales de uso común. El uso de estos enjuagues redujo la alta carga viral presente en la cavidad bucal y en la garganta de pacientes de COVID-19, con lo que su utilización podría ayudar a reducir la carga viral o por tanto el riesgo de transmisión del coronavirus.

Los resultados de este estudio fueron publicados en el Journal of Infectious Diseases el pasado 29 de julio de 2020. Los investigadores ensayaron ocho diferentes enjuagues bucales de venta al público en Alemania. Mezclaron cada enjuague con partículas de virus y una tercera substancia que recrease el efecto de la saliva. La mezcla fue agitada durante 30 segundos para simular el efecto de hacer gárgaras. A continuación emplearon células E6, que son particularmente sensibles al virus Sars-CoV-2, para determinar la carga viral.

Todos los preparados redujeron la carga viral inicial, y tres de ellos la redujeron hasta tal punto que no se pudo detectar ningún virus transcurridos 30 segundos de exposición. Estos son los resultados en laboratorio: para confirmarlos en la práctica clínica serán necesarios estudios adicionales.

Asimismo, los autores señalan que los enjuagues bucales no son adecuados para el tratamiento de la covid-19. “Hacer gárgaras con un enjuague bucal no inhibe la producción de virus en las células,… pero podría reducir la carga viral a corto plazo en boca y garganta, foco principal de infección”. Esto podría ser de utilidad en ciertas situaciones, como por ejemplo en el dentista, o en el tratamiento médico de pacientes enfermos de COVID-19.
Imprimir el artículo