Enfermedades

Las transfusiones de sangre son eficaces en el tratamiento del infarto en ancianos

Disminuyen la mortalidad a corto plazo

Después de analizar el historial médico de casi 79.000 pacientes, un equipo de investigadores norteamericano afirma que las transfusiones de sangre parecen reducir la tasa de muerte a corto plazo entre los pacientes de la tercera edad con anemia que sufren un infarto de miocardio.

El hecho de padecer anemia significa que la sangre tiene menor capacidad de transportar oxígeno. El infarto de miocardio se produce por la falta súbita de riego sanguíneo en el músculo cardiaco.

En base a este hallazgo, los autores proponen administrar transfusiones de sangre a las personas que sufren un ataque al corazón y que a su vez padecen anemia y su hematocrito (proporción de hematíes o glóbulos rojos) es inferior al 34%.

Imprimir el artículo